FANDOM


Original Video Animationオリジナル・ビデオ・アニメーション Orijinaru bideo animēshon?, lit. Animación Original en Vídeo en español」, con frecuencia abreviado solo como OVA, es un formato de series de anime o capítulos especiales de alguna serie (por ejemplo, la continuación de la misma) que fueron producidas exclusivamente para su venta directa en formato de vídeo; dichos episodios no se transmiten por televisión en la época de su estreno. Generalmente, un OVA tiene una calidad superior a una serie realizada originalmente para televisión, gracias a que pueden contar con diferentes plazos limites de producción y finalización, además de mayor flexibilidad con sus fechas de estreno planificadas. Debido a la popularidad del anime, se pueden encontrar OVAs en cualquier tienda de anime.

HistoriaEditar

Cuando los reproductores de VHS comenzaron a hacerse muy populares en Japón, la industria del anime japonés creció hasta alcanzar proporciones descomunales. La demanda de anime era masiva, hasta el punto de que los consumidores se dirigían a los videoclubes ya no solo para alquilar, sino mayormente para comprar de manera directa las novedades en animación, lo que resultó en la creación de muchas series con el objetivo de venderse directamente para el formato VHS.

En Japón, la demanda era tan grande que se convirtió en una necesidad del mercado. Muchas series populares e influyentes como Bubblegum Crisis o Tenchi Muyō! salieron a la venta inicialmente en forma de OVAs.

Aunque el anime para su venta directa en vídeo comenzó a aparecer a finales de la década 1970, la primera serie que indicaba claramente ser un OVA fue Dallos (1983), dirigida por Mamoru Oshii y distribuida por Bandai. Otras compañías se sumaron rápidamente a la iniciativa, y a mediados de la década 1980 el mercado estaba inundado con producciones OVA. A diferencia de las series de televisión (creadas para perdurar durante una temporada con una cantidad de episodios preestablecidos por contrato), una serie OVA podría llegar a tener teóricamente cualquier duración, aunque el período de espera entre los episodios puede llegar a ser de algunos meses.

Tras el deterioro de la economía japonesa, a mediados de la década 1990, la publicación de OVAs en el mercado comenzó a escasear. El hecho de que las series se empezaran a crear de 13 episodios, en lugar del estándar de 26, facilitó su comercialización, lo que restó popularidad de producción al formato OVA.

Probablemente la serie de OVA más larga de la historia sea Legend of the Galactic Heroes, contando con 110 episodios, 50 episodios de una realidad alternativa y varias películas.

Por último, las producciones OVAs también se usan como un medidor del impacto que tiene entre el público, con el fin de determinar su viabilidad para que una programadora produzca una serie animada de esta.

El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.